Esta mañana al levantarme

foto: Jasmic

foto: Jasmic

En el andén del metro
la mañana,
todas las mañanas del mundo
(salvo Agosto y Domingo),
se arrastra
con desidia.

Allí, justo a las 07:55,
me puedes ver cada mañana.
Soy ése que está de pie,
embutido entre otros cuerpos,
otros rostros, otros ojos somnolientos
que miran
pero no ven.

Como cada mañana,
me dirijo a la oficina.
Cinco paradas justas
separan mi cama
de mi despacho.

Me agarro a la barra de metal
y parece que juegan
(dedos anónimos) a construir
columnas desnudas en el aire.

De pronto, el roce involuntario
de una mano
me recuerda que esta mañana
al levantarme
de nuevo he olvidado

besarte.

Carol Gómez Pelegrín

Anuncis